El Gobierno del Estado pugna para que se logre un acuerdo positivo entre sindicato de choferes y empresas concesionadas, en el emplazamiento a huelga del transporte urbano, que se anunció para el próximo 27 de agosto en Hermosillo, Cajeme y Navojoa.

El director general del Transporte, Carlos Morales Buelna, comunicó que el estado revisará el tema del adeudo en el subsidio, que se otorga a la empresa por concepto de tarifa especial, para estudiantes y personas con discapacidad, a fin de poder pagar un mes, lo que representa 15 millones de pesos.

“Nosotros esperamos que haya los acuerdos necesarios para que no estalle la huelga. Eso es un proceso natural entre empresas y sindicato, creemos que no va a haber, pero si pasa otra situación nosotros estaremos en condición de poder atender las necesidades del usuario, con las herramientas que tiene el estado, con una estrategia correspondiente, pero pugnamos para que no perjudiquen al usuario”, dijo.

La intención, señaló Carlos Morales, es estar al día en ese subsidio que se adeuda.

En cuanto al señalamiento de los dirigentes sindicales y de la empresa, sobre que la actual tarifa no alcanza para cubrir los costos operativos del servicio, consideró que es un tema del Consejo Ciudadano del Transporte.

El funcionario estatal dijo desconocer si este emplazamiento sirve a las empresas y sindicato como presión para evitar la propuesta de municipalización del servicio, aunque reiteró que es un tema de renegociación natural que se da año con año, entre sindicatos y empresas.