Por problemas con personal del ayuntamiento que tienen tomadas las instalaciones en Empalme, su presidente municipal, Carlos Gómez Cota, aseguró que no ha dejado su cargo, pero que opera desde oficinas alternas.

El presidente municipal de Empalme, dijo que hay adeudo de más de un millón de pesos a personal de confianza y sindicalizado de diferentes áreas del ayuntamiento, ya que se han retrasado el depósito de aportaciones de diferentes rubros.

Carlos Gómez Cota, comentó que a pesar de no trabajar desde el ayuntamiento sigue con sus actividades de munícipe, al igual que todas las áreas de la administración local como servicios públicos y seguridad.

“A nosotros nos hacen los depósitos los días 23 de cada mes, entonces, tenemos un retraso del día 15 al 23, porque así llega la participación, entonces, el Gobierno del Estado en algunas ocasiones nos ha estado ayudando en el adelanto de la participación”, explicó.

Concluyó que sigue en la negociación con los trabajadores que tienen tomado el ayuntamiento.