“Esta es tu casa y el lugar donde la gente vive esperanzada, confía, y esta ¡siempre alegre!”: con ese mensaje te recibe la casa Club del Adulto Mayor San Leonardo de Murialdo, donde al abrir la puerta del salón principal, Tin Tan y Marcelo interpretan clásicos boleros.

Entre coloridos bordados y flores de papel, se muestran en las paredes las pinturas de frutas, productos del taller impartido por María Tarazón, como parte de las actividades del Verano Cultural del Instituto Sonorense de Cultura.

A esta labor se sumó también la compañía La Cachimba con su proyecto Canitas al aire, quienes llevaron clases de teatro a cargo de Paquita Esquer y Roberto Corella.

Además de las sesiones de cuentos, Osvaldo Sánchez impartió también el taller de escritura creativa, que dio como resultado el libro Flor Esencia, compendio de textos escritos por los y las participantes, donde encontraron lugar para plasmar sus recuerdos.

“Hay mucha gente a la que le gusta contar historias, que les gusta escribir. En este libro se narran experiencias, evocando recuerdos a partir de alguna una flor, y así, dejar fluir las vivencias”, explicó Sánchez.

La publicación de dicha obra fue apoyada por el Programa de Desarrollo Cultural para la Atención a Públicos Específicos de la Secretaría de Cultura Federal.

La suma de voluntades logró cálidas experiencias en adultos y adultas mayores. Así lo mencionó María Dolores Yescas, “Lolita”, quien tiene ya un año en el club. Vive cerca, a una cuantas cuadras, y a pesar de no tener vista en uno de sus ojos, platicó sentirse muy contenta por haber tomado lugar en los talleres de pintura y de escritura creativa.

“Aunque en mis pinturas se iba a la raya por un lado, yo me siento muy orgullosa porque lo logré hacer. Nunca hay que tenerle miedo de la edad ni a los problemas que tengamos físicamente: echándole ganas y con las personas que hemos conocido que nos han tenido tanta paciencia, todo sale bien”, compartió Lolita.

Marianna González Gastélum, coordinadora general de Artes del ISC y el director general, Mario Welfo Álvarez Beltrán, estuvieron presentes para hacer la entrega de reconocimientos a los y las participantes, en el marco de las celebraciones del día del abuelo y la abuela.

Álvarez Beltrán aprovechó para felicitarles, además de agradecer a las personas que fueron cómplices para llevar a cabo estas actividades.

“Llevar eventos como estos a la mayoría de comunidades posibles es nuestro esfuerzo constante. Ustedes no pueden imaginar el gusto que sentimos cuando vemos tan buena respuesta, nos motivamos mucho como institución. Mi gratitud a quienes han trabajado por hacer esto posible, y reiterar que nos une una característica importante: amamos lo que hacemos”, externó.