El Sistema DIF Sonora, comenzó con la entrega de cobijas a municipios, a través del programa “Abriguemos Una Esperanza” para beneficiar a familias con condición de vulnerabilidad ante las bajas temperaturas.

Con el apoyo de voluntariados de las dependencias del Ejecutivo estatal, la directora de DIF Sonora, Karina Zárate Félix, llamó a la población en general a participar donando cobijas, ropa, abrigos y zapatos en buen estado para distribuirlos en las colonias que más se necesitan.

Al banderazo de salida asistieron los titulares de los sistemas DIF municipales, cuya responsabilidad será distribuir a interior de sus localidades los apoyos de la dependencia estatal.

“Aquí debemos hacer equipo y trabajar en conjunto, crean que este esfuerzo de otorgar los apoyos del Gobierno del Estado, con la gobernadora Claudia Pavlovich, está cobijas llegarán a las familias que realmente las necesitan”, abundó.

Las más de cinco mil cobijas salieron de las instalaciones de DIF Sonora, en Hermosillo, rumbo a los municipios en diferentes rutas de distribución.