Afirma la presidenta municipal de Hermosillo, que para antes que concluya su trienio, logrará rescindir el contrato con el consorcio que tiene a cargo la reconversión del alumbrado público y el mismo municipio brindar dicho servicio con calidad.

 

Célida López Cárdenas, comentó que el municipio se mantiene firme en terminar con ese contrato que se firmó en el 2017, para llevarse a cabo por un tiempo de 15 años y por eso llevan a cabo una auditoría para corroborar que toda la información que les han dado a conocer las empresas Lux Systems y Construlita Lighting International es errónea y por eso, se busca finiquitar con ese convenio que las costaría a los hermosillenses dos mil 600 millones de pesos, hasta el año 2032.

 

“De tal manera que nosotros hemos estado haciendo un trabajo serio, profesional, entendemos que hay una afectación muy grave para Hermosillo, ya que es un contrato leonino completamente, por eso nosotros tenemos ya un dictamen con muchas observaciones técnicas y el alumbrado público tiene que solicitarle a Sindicatura que procesa con el procedimiento y citar a las partes para poder corroborar si hay derecho que argumentar y entonces sí, con la resolución de sindicatura, se puede proceder ya a la rescisión de esa concesión”, aseveró.

 

La alcaldesa añadió, que dentro de las investigaciones que se le realizan a ese consorcio, han detectado que en ciudades como Vallarta donde prestaron el mismo servicio de reconversión de Alumbrado Público, han ocasionado afectaciones graves.

 

Reiteró, que la información que ha brindado el consorcio de que tienen alrededor de un 90 por ciento de avance en los trabajos de reconversión del alumbrado público a tecnología LED son incorrectos y sumado eso a otras cosas más, es que el municipio está integrando una carpeta de investigación para rescindir lo más pronto posible con ese contrato.