Este sábado 16 de marzo en la invasión Nueva Ilusión se hará una actividad para empezar a edificar las paredes de lo que será el nuevo comedor para decenas de niñas y niños que habitan en esa invasión al sur de Hermosillo.

Luz Edith Guerrero Cruz, integrante de la organización altruista Colibrís, expuso que este sábado en equipo con la Fundación Sagrado Corazón, elaborarán el levantamiento de las paredes, para que los niños tengan un comedor digno pero con botellas de plástico.

“Tenemos la idea de hacerlo con reciclaje, con botellas PET, estamos pidiendo que los hermosillenses nos apoyen con eso. Que vengan con sus familias y que rellenen esas botellitas que estarán en esas paredes y los niños tengan un desayunador digno. Estamos con la visión de dejar un mundo mejor a como lo hemos encontrado para nuestros hijos”, sugirió.

Por su parte, Blanca Rosa Burgos Fuentes, presidente de la Fundación Sagrado Corazón de Jesús, agradeció a los más de 30 integrantes de la organización civil Colibrís, por sumarse a esa noble causa y con esa obra, decenas de niñas y niños de la invasión Nueva Ilusión, y otros más que se encuentran por ahí, podrán recibir un desayuno de calidad de lunes a sábado completamente gratis.

“Nos dimos cuenta que terminando el desayunando ellos se venían aquí a jugar, por eso pensamos que esto será algo propio, lo van a sentir y si eso sucede lo van a cuidar. Qué bueno que la gente de Colibrís se unieron en su altruismo más porque todo esto será ecológico y todo esto es una gran enseñanza para los niños el que cuiden su medio ambiente y a reciclar”, culminó.