Una alimentación balanceada es la clave principal para prevenir enfermedades crónicas degenerativas y mantener un buen estado de salud, aseguró la nutrióloga de la Secretaría de Salud en Sonora, Ericka Mota.

En conferencia, la nutrióloga de la Secretaría de Salud, recordó que Sonora es uno de las entidades con más obesidad en el país, por el tipo alimentación que se acostumbra y desconocimiento de las propiedades de diferentes platillos, como el número de calorías, el exceso de sal, entro otros.

Ericka Mota, advirtió que el cansancio excesivo, la agitación y la falta de respiración, son señales de que se tiene una mala alimentación, ya que además de la comida, el cuerpo necesita actividad física constante, con un mínimo de 20 minutos al día.

“Es un foco rojo, un poco de alerta, hay que ver que algo, está afectando y que es algo grande que nos puede llegar a causar una enfermedad sin saberlo”, expuso.

Ericka Mota, por último recomendó disminuir el consumo de comidas rápidas, balancear las proporciones de alimentos, hidratarse y realizar por lo menos 20 minutos de ejercicio al día.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here